La abstracción selectiva es una distorsión cognitiva que nos hace realizar una interpretación errónea de la realidad. A continuación os presentamos en qué consiste y ejemplos para comprenderla mejor.

¿Qué es la abstracción selectiva?

La abstracción selectiva es un tipo de distorsión cognitiva que provoca que la persona haga una valoración de una experiencia en base a un detalle concreto al que da más relevancia y en torno al que gira toda la vivencia, sin tener en cuenta otros elementos más importantes.

Normalmente las personas que tienen este tipo de distorsión maximizan un detalle negativo, haciendo de una experiencia positiva o neutral una muy negativa. Además, pueden llegar a buscar constantemente elementos a corregir, obviando los que están bien y mostrarse muy críticas frente a situaciones cotidianas.

Ejemplos de abstracciones selectivas

Se puede dar en prácticamente todos los ámbitos de la persona.

Por ejemplo:

“Una amiga sale contigo de fiesta y no para de criticar la música, las personas, las bebidas o los precios. Parece que ningún sitio es bueno para ella, y aunque los demás os lo paséis bien, para ella nunca es suficiente”.

“Un familiar constantemente se queja de los restaurantes a los que vais: si no es el tipo de comida son los camareros, si no, el vino o que estaba muy lejos de casa”.

“Vas a un viaje con los amigos y uno de esos días llueve, y era justo el día que ibais a ver una playa muy famosa. Aunque pudisteis ver todo lo demás y os hizo buen tiempo, por ese día no sientes que haya sido un buen viaje y te arrepientes de haber ido en esas fechas”.

“En la boda de un familiar cercano, uno de los invitados derrama sin querer vino en tu ropa. Aunque consigues quitar la mancha y el resto de la boda es estupenda, no consigues disfrutar y terminas yéndote temprano”.

La abstracción selectiva puede hacer que nos perdamos experiencias muy divertidas y enriquecedoras para nosotros. Mantener los pies en la tierra y no dejar que pequeños eventos estropeen nuestro día a día es uno de los elementos más importantes para conseguir ser felices, o al menos positivos, incluso en situaciones de adversidad. Existen muchas situaciones malas, que tendremos que afrontar cuando lleguen; pero también hay muchas situaciones buenas, y ser capaces de apreciar el día soleado es tan importante como recordar los rayos de sol el día que llueve.

Desde Psynthesis Psicología estamos a tu disposición y te animamos a ponerte en contacto con nosotros.

Escrito por: Patricia Terrón García

Si crees que puedes necesitar ayuda, en Psynthesis Psicología estamos a tu disposición.

Infórmate sobre nuestros servicios de terapia psicológica